jueves, 11 de febrero de 2016

Dejan libre activista social, pero debe volver el lunes al Palacio de la Policía

Por Máximo Laureano.
Aunque las autoridades de Santiago no encontraron antecedentes delictivos relacionados a Gómez, lo mandaron detenido, sin una orden de arresto, para la jefatura de la Policía, en el Distrito Nacional
Miembros del Flup, abogados, compañeros y  familiares presentaron a Onelsis Gómez.
SANTO DOMINGO, República Dominicana.-Tras 48 horas detenido, sin una orden de un juez, fue liberado este miércoles el activista social Onelsis Gómez (Picoco), quien se entregó a las autoridades la mañana del lunes 8 de febrero del 2016, ante las autoridades en Santiago, para responder a la imputación de supuesto vínculos con casos de asesinatos por paga.
No obstante, el joven tendrá que presentarse a la sede de la jefatura de la Policía Nacional, en el Distrito Nacional, el próximo lunes 15 de febrero, aunque las autoridades no han especificado cual es la relación del activista comunitario con los hechos  que se le imputan.
Aunque las autoridades de Santiago no encontraron antecedentes delictivos relacionados a Gómez, lo mandaron detenido, sin una orden de arresto, para la jefatura de la Policía, en el Distrito Nacional.
Hasta allí lo llevó una comisión que incluyó al padre Fabio Fernández, párroco de Navarrete, el pastor David Jerez, y su abogado  Eligio Almonte.
Asimismo, estuvieron presentes la esposa del dirigente popular y otros familiares.
En la capital se sumaron el activista social y político Fidel Santana, y el presidente de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos, abogado José María Mercedes.
Gómez es dirigente del Frente de Lucha Unión y Progreso (FLUP) y se conoce por su activismo y apoyo a las luchas sociales en favor de construcción de obras para las comunidades.
Según Osvaldo Brito, coordinador general del FLUP, Gómez fue objeto de amenazas mientras permanecía detenido de manera ilegal en la sede de la jefatura de la Policía Nacional.
Brito dijo que a su regreso a Santiago, el vehículo donde viajaron fue escoltado por agentes policiales.
Osvaldo Brito consideró que la decisión de llevar al dirigente comunitario al Palacio de la Policía en Santo Domingo, obedece a una trama de las autoridades para desacreditar a todo el movimiento social.

No hay comentarios:

Publicar un comentario