viernes, 9 de enero de 2015

Opositores proyecto Santiago Oeste dicen Cienfuegos no tiene condiciones para desarrollarse


SANTIAGO, República Dominicana.- “El crecimiento acelerado y desordenado es consecuencia de los asentamientos informales y la falta de ordenamiento territorial. Es una  zona sin posibilidad de desarrollarse de forma sostenible por sí sola, quedaría en peor situación de separarse del municipio cabecera”, este enunciado resume  el planteamiento de la Sociedad Santiago Somos Todos (SST), en relación a la propuesta de crear un nuevo municipio en Santiago, en lo que hoy es Cienfuegos.

“Santiago Oeste posee grandes instituciones públicas y privadas importantes de la provincia y del país, que garantizan su prosperidad y desarrollo al nuevo municipio. Las  empresas generan más de 50 mil empleos directos, en nuestras comunidades y fuera de ellas, representando miles de puestos estables y dignos, garantes del crecimiento necesario”, es una de las justificaciones de los de los promotores de la propuesta para crear Santiago Oeste,  en contraposición con los sectores que vetan el proyecto de ley que ya cruzó la línea de los diputados en el Congreso Nacional.
Tema.
El debate por la creación de un nuevo municipio en la provincia de Santiago, mantiene a varios sectores locales enfrentados, activistas comunitarios de los barrios que componen el sector de Cienfuegos aúpan   para que los senadores conozcan el proyecto de ley que lo convertiría en municipio. 

El proyecto para cambiar la  categoría  política de Cienfuegos no ha conseguido apoyo en la Cámara Alta, luego que diputados votaran a su favor, en dos lecturas consecutivas, y a pesar de la promoción muy activa de sus proponentes, quienes no desmayan en sus  pretensiones.
Los promotores del proyecto, ya no se refieren a Cienfuegos, sino, a Santiago Oeste, nombre con el que se asentaría la nueva denominación territorial.
La promoción incesante del proyecto, es conocida por todos los sectores de Santiago, esto ha facilitado que se levanten voces a favor y en contra de la propuesta, objetada también por las autoridades municipales y los  bandos empresariales.
El tema  ha sido centro de un gran debate entre los sectores empresariales locales, en los años 2013 y 2014, alegan que es improcedente   fraccionar Santiago, solo  para crear un protocolo político que solo servirá  para extender el clientelismo entre los activistas partidistas.
Los oponentes citan  ejemplos de divisiones anteriores, las cuales exponen no han funcionado, alegan que uno de los casos más recientes es Puñal,  hecho municipio, por la ley 145-05.
Para hacer valer su propuesta, los miembros del comité que aúpa por la aprobación del proyecto de ley que llevaría los barrios de Cienfuegos a convertirse en el municipio  Santiago Oeste, han  realizado diversas actividades a favor de convencer a las voces que rechazan la propuesta.
Debate.
Aunque los promotores del proyecto de ley para llevar el barrio de Cienfuegos a municipio, celebran el peldaño conseguido en la  Cámara de Diputados,  no tienen todo a su favor,  ahora enfrentan a diversos sectores que se oponen a la propuesta, por entender que la misma no es viable. 

El grupo SST, expone que en el caso de Sabana Iglesia,  hecho municipio en 2008, se justifica por la distancia y porque     tiene fronteras naturales con Santiago y características muy distintas a Cienfuegos, consideran que este sector no tiene condiciones de espacios, ni económicas, para crecer.
Los abanderados de Cienfuegos- Municipio Santiago Oeste, alegan que han sumado 40 años  de vicisitudes, por la desidia estatal y la ineficiencia de las políticas de las administraciones locales. Consideran que con la elevación de categoría tendría una mejor distribución de los recursos. Agregan que las autoridades de Santiago de los Caballeros concentran los recursos en el centro urbano,  en perjuicio de los barrios que están más lejanos.
Esta es la principal razón que mueve a políticos, empresarios,  religiosos y activistas comunitarios de Cienfuegos a buscar el cambio político, sin previamente haber tenido la experiencia de haber administrado una junta distrital, como establece la ley.
El proyecto espera por la evaluación de los senadores, pero antes  sus promotores tienen el reto de vencer a los sectores oponentes, los cuales se han movilizado en las esferas políticas, para evitar  el paso de la propuesta.
El empresario de bancas de apuestas, Juan Alberto Sánchez, se queja de que en la presente gestión municipal, liderada por el  alcalde Gilberto Serulle, solo se han construido cuatro obras pequeñas en Cienfuegos, mientras se concentran las inversiones en el centro de la ciudad.
Propuesta.                  
El proyecto Cienfuegos-Santiago Oeste, acogería a unas 66 comunidades o barrios, con un conglomerado que excede los 233, 157, agrupadas habitantes, según recoge el periodista y ex regidor del Partido de la Liberación  Dominicana (PLD),  Hipólito Martínez, en su libro, “Cienfuegos la ciudad del futuro”. La obra es un estudio sociológico y económico del sector de Cienfuegos, con el cual  los proponentes del Santiago Oeste, avalan su posición de dividir  el municipio de Santiago de los Caballeros. 

Otros datos y justificaciones expresada por  Martínez en la investigación, es la existencia en esta zona de  2, 395, grandes, medianas y pequeñas empresas, de las cuales 994, son negocios de productos comestibles.
Los datos contenidos en la obra que promueve a Cienfuegos,  establece que 28, 819 alumnos y alumnas están en los niveles básico y 906,  estudiantes  universitarios, técnicos y profesionales.
Para ganar  especio con relación a la oposición de  los  empresarios locales,  los promotores del proyecto de ley excluyeron de los límites territoriales el parque industrial de zona franca, Víctor Espaillat Mera, el cementerio municipal, Cristo está vivo, El Ingenio y la cárcel de Rafey, aunque asumirían el  depósito de la basura de Rafey.
Opuestos.
En contra de la división territorial de Santiago de los Caballeros se ubican  las voces de las asociaciones empresariales conservadoras de Santiago, su opinión  es de rechazo total a la creación del municipio Santiago Oeste.
Voceros de de la Asociación de Industrias de la Región Norte (AIREN), Lina García, Cámara de Comercio y Producción de Santiago,  Victoria  Menicucci, Corporación de Zona Franca,  Miguel Lama, Consejo para el Desarrollo Estratégico de Santiago,  Carlos Fondeur, Asociación para el Desarrollo (APEDI), Hendrick Kelner, y  la Asociación de Comerciantes  Industriales de Santiago (ACIS), Sandy Abel Filpo Fernández, consideran el proyecto como inadecuado. 

Para  los empresarios de Santiago,   las demandas de soluciones para los problemas y servicios, con los cuales no cumple la Alcaldía local, no pueden ser la excusa para la creación de otro municipio en Santiago.
“Toda la provincia de Santiago que aún no alcanza un millón de habitantes, ya tiene nueve municipios, esto implica un alcalde y decenas de regidores que se constituyen en una carga para el Estado y para la población”, sostienen los voceros del Sociedad Santiago Somos Todos (SST).
Consideran que crear en Santiago un nuevo ayuntamiento, con un nuevo alcalde y con nuevos regidores es una “solución” irresponsable que sólo ve un nuevo nicho a cuadros políticos y al clientelismo que basa su sustento en el reparto de cargos.
“Santiago tiene problemas con la recolección de la basura,  el tránsito, el bacheo, la iluminación, el ornato, la seguridad, la señalización,  la movilidad,  los cementerios etc. no es sólo “Cien Fuegos”, han advertido, los  directivos de SST.
En relación al a propuesta, que  ha sido llevada por la diputada del PLD, Altagracia González, los directivos del  SST, afirmaron  que dividir los ingresos e incrementar la carga clientelista no será una solución,  al contrario agravará el caos, el desorden y la corrupción.
Mientras el debate de la pertinencia o no  de la creación de  otro municipio para Santiago, mantiene la diferencia entre los sectores,  los promotores del proyecto centran su atención en el senador Julio César Valentín, a quien reclaman que presente el proyecto para su discusión en el Senado.
Cara a cara.
Justificaciones:
Las inversiones económicas se concentran en el centro de la ciudad y la otra parte en proporciones muy mínimas en los barrios.
Un nuevo municipio trae riquezas a sus comunidades, porque garantiza el orden, estabilidad, equilibrio, crecimiento y sostenibilidad. 

En Cienfuegos están los recursos económicos y humanos, pero se necesita un ayuntamiento.
Los servicios que debe tener son muy precarios y estos barrios merecen mejor atención.
Cuando un sector suficientemente poblado exige otro estatus, o sea, pasar de barrio a municipio o distrito municipal, siempre tendrá todo el derecho.
Para elevar un municipio a provincia, o un paraje/barrio importante a distrito municipal/municipio, se debe tomar en cuenta la cantidad de habitantes, los servicios y su potencial de desarrollo para el futuro.
Santiago Oeste posee grandes instituciones públicas y privadas importantes de la provincia y del país.
Santiago Oeste posee empresas que generan más de 50 mil empleos directos, en nuestras comunidades y fuera de ellas, representando miles de puestos estables y dignos, garantes del crecimiento.
Desventajas.
Incrementaría las vacantes para diputados, regidores y alcaldes con sus respectivos aumentos y gastos.
Más cargos públicos, más clientelismo y corrupción.
Convertir una sección en municipio no es sinónimo de mayor bienestar para sus habitantes.
Los únicos que parecen satisfechos por el cambio son los políticos que ocupan cargos en el ayuntamiento local.
Toda la provincia de Santiago aún no alcanza un millón de habitantes, ya tiene nueve municipios, esto implica un alcalde y decenas de regidores que se constituyen en una carga para el Estado y para la población.
Ausencia de una Ley de Ordenamiento Territorial que permita evitar errores de cuidado que alteren los límites de las demarcaciones y la excesiva fragmentación. Sin esta ley los fraccionamientos no tienen fundamento técnico válido.
Para Santiago municipio representa pérdida de los beneficios de los dos Parques Industriales de Zona Franca más grandes de la provincia y la región, los cuales aportan miles de empleos a nuestros munícipes. Eco Parque Rafey, hoy Vertedero Rafey otra vez, la Planta de Tratamiento de Aguas Residuales, el Centro Penitenciario Rafey hombres y mujeres, el cementerio Cristo Vivo de el Ingenio, una Estación de Bomberos Municipales en Cienfuegos y otra en la Zona Franca Víctor Manuel Espaillat, el Hospital Doctor Castro, un Matadero Municipal, Hoyo de Lima Industrial, Sadosa Standard, División Brugal Santiago, División Fersan Santiago, División Kola Real Santiago, Impresora del Norte, entre otras que solo quedarían aportando a la economía de esa zona.
Ciertamente el problema es de distribución y priorización de gastos e inversiones, eso nada tiene que ver con la necesidad de continuar fraccionando Santiago, pero sí con mejor gestión administrativa del municipio.
De Santiago municipio ocupar el segundo lugar del país en aportar al PIB, con la creación del municipio Santiago Oeste, pasaríamos a ocupar el 17avo lugar, lo cual se traduce en menos inversión para Santiago municipio.
Cienfuegos se vería muy afectado, sus límites territoriales naturales y los distritos municipales que le limitan, evitarían su posible expansión.
La zona de Cienfuegos agotó sus espacios disponibles para crecer y construir espacios públicos de calidad, instituciones públicas, centros educativos, mercados, infraestructuras de calidad, parques urbanos y su alta densidad poblacional y crecimiento acelerado como consecuencia de los hacinamientos y la falta de ordenamiento territorial es zona sin posibilidad de desarrollarse de forma sostenible por sí sola, quedaría en peor situación de separarse del municipio cabecera.

No hay comentarios:

Publicar un comentario