miércoles, 1 de junio de 2016

MI REVISIÓN DE LOS PREMIOS SOBERANO 2016

MÁXIMO LAUREANO
La acordeonista y cantante Manuela Josefa Cabrera (Fefita La Grande), recibió el Gran Soberano.

1 La diputa entre el autor de letras Charlie Mosquea y Fernando Villalona, en 1995-1996, por la estatuilla del merengue del año, "Muchachita mía", hizo que los ejecutivos de Acroarte pensaran en entregar dos estatuillas, una al cantante y otra al autor, si es cantautor, obvio, que una. Anoche, Miguel Braho, subió con Rafa Rosario a buscar el mental que simboliza la figura de la soberana Cansandra Damirón y bajó con las manos vacías. ¿Volvimos a la era de un solo trofeo? ¿o fue un error de la producción del evento?. Luego Rafa Rosario en una entrevista cuestionó la entrega de un solo metal y entregó el suyo a Miguel Braho, pero de toda manera deben ser dos.

2 Linda la presentación de José Alberto (el canario) y Gilberto Santa Rosa, pero al parecer no estaba contemplado que Joseíto Mateo subiera al escenario, como es lógico, el merenguero legendario, privilegiado de tener 96 años de edad, se emocionó y dijo algunas cositas demás y tenía planes de no bajar de la plataforma y hubo que llevárselo. ¿Había un reconocimiento y no se lo llegaron a entregar? ¿o el homenaje era solo la presentación de los salseros veteranos?.

3 Cuando fueron a entregar la revelación del año, en la transmisión pusieron los salseros y llamaron a Revolución Salsera y no se supo, quienes eran los demás nominados para ese renglón, si eso es un huevo debió ser de dinosaurio.

4 Pero ¿quién aconsejó Jorge Ramos, a que saliera con ese sentimiento patriótico, en favor de Antonio Imbert Barrera?. Ese escenario no era para eso y punto, es que le quieren sacar filo a todo. Solo faltó que Anthony Santos regresara, con un "Viva Trujillo".

5 La actriz, María Elisa Camargo, era invitada a los premios y no la pusieron a presentar una categoría, ¿o fue que no la vi?.

6 Cheddy demostró que el barrio que muestra en sus roles de humorista, no es un personaje, sino, que esa es ella, con razón dicen "donde Dios no puso no puede haber" una mezcla de chistes de mal gusto, con algunas ocurrencias que llamaron la atención, como los acentos de los colombianos, cubanos y boricuas y cuando mandaron al público a buscar debajo de los asientos, fuera de ahí, desentonada. Está claro que la formalidad, no es su fuerte y esto se vio en el momento solemne de entregar el Gran Soberano, gribataba con una chicharra en verano, cuando se anunció que era Manuela Josefa Cabrera (Fefita La Grande). Hasta llegué pesar que Fefita les prometió algo si conseguía el premio.

7 Cuantos artistas que la gente no conoce, quiero decir, no son los plus ultras del momento y donde están nuestros merengueros que no actuaron, los bachateros, los salseros que están pegados, pero repito nuestro merengueros ¿por qué no actuaron?

8 Homenaje a Cherito y The New York Band, lo mejor de la noche, Ilegales, fríos, Vladimir nos abruma, los internacionales muy fríos, Morzart La Para, subutilizado, el opening promedio, le faltó un Eddy Herrera, Sergio Vargas, en fin una duro de esos...

9 El sonido pésimo, en algunas ocasiones, otras veces, se oían la gente que no tenían que oírse.

10 Los asiento vacíos, debieron hacer como hacen en las universidades, que sientan a todos delante para fines de fotos.

11 Eso de terminar la premiación a la 1:00 de la madrugada, era cosa del pasado.

12 Cuanto premiados ausentes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario